Español | English
Texto para foto 01
Texto para foto 02
Texto para foto 03
Texto para foto 04

Prueba "ÁCIDO VALPROICO"

Información Clínica

El ácido valproico (AVP; ácido 2-propilpentanoico; depakene) es un anticonvulsivo que se emplea principalmente en el tratamiento de convulsiones primarias y secundarias generalizadas, siendo también efectivo para tratar convulsiones de ausencia.1,2,3,4,5 Actúa con particular eficacia en los mioclonos6 y constituye el fármaco por excelencia en el tratamiento de la epilepsia fotosensible.2 Si bien el AVP se emplea conjuntamente con otros fármacos antiepilépticos, estudios recientes han demostrado las ventajas de una monoterapia con AVP.7,8 Además, la utilidad del AVP en el tratamiento de trastornos afectivos, especialmente en trastornos bipolares sin respuesta al litio, se encuentra cada vez más documentada.9,10
En concentraciones terapéuticas, más del 90% del AVP en el torrente sanguíneo se encuentra ligado a proteínas plasmáticas, especialmente a la albúmina.11 La capacidad de ligación se satura y, con altas concentraciones de AVP, aumenta su fracción libre.12 Compuestos tales como el ácido salicílico13 y los ácidos grasos libres pueden competir en la fijación del AVP a la albúmina.14 La concentración de AVP en el líquido cerebroespinal está correlacionada tanto con la concentración total como con la concentración no fijada del fármaco.15 El AVP se convierte a una mezcla compleja de metabolitos por β- y w-oxidación y por conjugación.16,17 La semivida del ácido valproico en el plasma está comprendida entre 7 h y 16 h, aproximadamente. Se cataboliza en el hígado, pero algo menos de un 5% se elimina por la orina. Algunos metabolitos presentan una actividad anticonvulsiva significativa,16,17,18 mientras que otros pueden causar algunos de los efectos secundarios tóxicos del fármaco.19 El AVP presenta la menor cantidad de efectos adversos de los agentes antiepilépticos de uso extendido.20,21
Los efectos secundarios más comunes son trastornos gastrointestinales tales como náuseas y vómitos. Se han registrado ciertos incidentes de temblores, coma o estupor, que han ocurrido frecuentemente con el empleo conjunto de fármacos antiepilépticos. En raros casos, la aparición de una insuficiencia hepática, un cuadro similar al síndrome de Reye, de pancreatitis o trombocitopenia ha demostrado estar más bien relacionada con reacciones individuales que con las concentraciones del fármaco.20
La farmacocinética del AVP depende en gran medida de la forma y vía de administración del fármaco, mientras que el volumen de distribución, metabolismo y aclaración varía de individuo a individuo.13,14 Además, su coadministración con otros fármacos antiepilépticos puede afectar significativamente el metabolismo de AVP.22 . El seguimiento de las concentraciones de ácido valproico es esencial durante el tratamiento con el fármaco a fin de proporcionar al médico un indicador fiable para ajustar la posología.

Utilidad Clínica

Monitorización de la terapia.
Evaluar el cumplimiento.
Evaluar la posible toxicidad.

Descripción del Método

Bioquímica Programada: El test aplica una técnica inmunoenzimática homogénea. En el test, el fármaco de la muestra y el fármaco marcado con la enzima glucosa-6-fosfato deshidrogenasa (G6PDH) compiten por ocupar los puntos de fijación del anticuerpo. La actividad de la enzima disminuye en la medida en que se une al anticuerpo, lo cual permite medir la concentración del fármaco en función de la actividad de la enzima. La enzima activa convierte el nicotinamida-adenina-dinucleótido (NAD) oxidado a NADH, lo que produce un cambio de absorbancia que puede medirse espectrofotométricamente. La G6PDH sérica endógena no interfiere porque la coenzima se relaciona únicamente con la enzima bacteriana (Leuconostoc mesenteroides) empleada en el test.
Bioquímica Urgente: Polarización de la fluorescencia. Si se irradia una molécula fluorescente, denominada fluoróforo, con luz a una longitud de onda apropiada (longitud de onda de excitación), se absorbe cierta cantidad de luz irradiada. Tras pocos nanosegundos se emite la luz absorbida, a una longitud de onda más larga (la longitud de onda de emisión). La polarización de la luz emitida depende del grado de libertad que tiene el fluoróforo para rotar en solución. Una molécula pequeña, como la fluoresceína, puede girar rápidamente antes de que tenga lugar la emisión de la luz, despolarizando la luz emitida. Una macromolécula fluorescente, como una proteína marcada con fluoresceína, por el contrario, girará mucho más lentamente. Por tanto, en el tiempo transcurrido entre la excitación y la emisión, la macromolécula habrá girado sólo en muy pequeña medida haciendo, con esto, que la luz emitida esté polarizada. Ya que la polarización de fluorescencia es una función reproducible de la concentración del fármaco, permite la determinación cuantitativa de las concentraciones farmacológicas en suero para el seguimiento farmacoterapéutico. Agentes activos de superficie garantizan la disociación entre el fármaco y las proteínas séricas e impiden la unión inespecífica del marcador.

Requerimientos del Paciente

Se recomienda ayuno de 12 horas.

Requisitos de la Muestra

Sangre sin anticoagulante. Contenedor: Tubo de tapón rojo para Bioquímica Programada.
Sangre con anticoagulante (heparina de Litio). Contenedor: Tubo de tapón verde para Bioquímica Urgente.
Para solicitar este test es preciso avisar previamente al Laboratorio de Respuesta Rápida.

Valores de Referencia

 INTERVALO TERAPEUTICO:

PLASMA/ SUERO
50 - 100 μg/mL

Valores Críticos

Se considera en riesgo de toxicidad: concentraciones superiores a  100 μg/mL

 

Interpretación de los Resultados

Son numerosos los factores que pueden dificultar la interpretación de los niveles de AVP.3 Entre ellos cabe mencionar el intervalo temporal entre la administración del fármaco y la extracción de la muestra, el tipo de convulsiones tratadas, la concentración de albúmina, los factores que afectan la ligación del AVP a la albúmina, así como la presencia de otros fármacos antiepilépticos y de otros metabolitos farmacológicamente activos del AVP. Se conocen casos de yuxtaposición entre los valores tóxicos y los no-tóxicos.26,28 Por eso, estos intervalos deben considerarse únicamente como valores guía y evaluarse junto a otros síntomas clínicos.

Tiempo de Respuesta

Área de Bioquímica General: Tiempo de respuesta: 1 día laborable. Asociada a otras pruebas, el tiempo de la prueba con mayor demora. En pacientes ambulatorios 2 días laborables.
Laboratorio de Respuesta Rápida: Tiempo de respuesta: 45 minutos

Bibliografía

1. Chadwick D. Comparison of monotherapy with valproate and other antiepileptic drugs in the treatment of seizure disorders. Am J Med 1988;84(suppl 1A):3-6.
2. Wallace SJ. Use of ethosuximide and valproate in the treatment of epilepsy. Neurol Clin 1986;4:601-616.
3. Rimmer EM, Richens A. An update on sodium valproate. Pharmacotherapy 1985;5:171-184.
4. Gram L, Bentsen KD. Valproate: an updated review. Acta Neurol Scand 1985;72:129-139.
5. Clancy RR. New anticonvulsants in pediatrics: Carbamazepine and valproate. Curr Probl Pediatr 1987;17:133-209.
6. Dreifuss FE. Juvenile myoclonic epilepsy: characteristics of a primary generalized epilepsy. Epilepsia 1989;30(suppl 4):S1-S7.
7. Wilder BJ, Rangel RJ. Review of valproate monotherapy in the treatment of generalized tonic-clonic seizures. Am J Med 1988;84(suppl 1A):7-13.
8. Chadwick DW. Valproate monotherapy in the management of generalized and partial seizures. Epilepsia 1987;28(suppl 2):S12-S17.
9. Post RM. Emerging perspectives on valproate in affective disorders. J Clin Psychiatry 1989;50(suppl):3-9.
10. McElroy SL, Keck PE Jr, Pope HG Jr, Hudson JI. Valproate in psychiatric disorders: Literature review and clinical guidelines. J Clin Psychiatry 1989;50(suppl):23-29.
11. Gugler R, Mueller G. Plasma protein binding of valproic acid in healthy subjects and in patients with renal disease. Br J Clin Pharmacol 1978;5:441-446.
12. Gugler R, von Unruh GE. Clinical pharmacokinetics of valproic acid. Clin Pharmocokinet 1980;5:67-83.
13. Miners JO. Drug interactions involving aspirin (acetylsalicylic acid) and salicylic acid. Clin Pharmacokinet 1989;17:327-344.
14. Zaccara G, Messori A, Moroni F. Clinical pharmacokinetics of valproic acid. Clin Pharmacokinet 1988;15:367-389.
15. Löscher W, Nau H, Siemes H. Penetration of valproate and its active metabolites into cerebrospinal fluid of children with epilepsy. Epilepsia 1988;29:311-316.
16. Nau H, Löscher W. Valproic acid and metabolites: Pharmacological and toxicological studies. Epilepsia 1984;25(suppl 1):S14-S22.
17. Löscher W. Anticonvulsant activity of metabolites of valproic acid. Arch Int Phamacodyn 1981;249:158-163.
18. Löscher W, Hönack D, Nolting B, Fassbender CP. Trans-2-en- valproate: reevaluation of its anticonvulsant efficacy in standardized seizure models in mice, rats and dogs. Epilepsy Res 1991;9:195-210.
19. Kesterson JW, Granneman GR, Machinist JM. The hepatotoxicity of valproic acid and its metabolites in rats. I. Toxicologic, biochemical and histopathologic studies. Hepatology 1984;4:1143-1152.
20. Dreifuss FE, Langer DH. Side effects of valproate. Am J Med 1988;84(suppl 1A):34-41.
21. Schmidt D. Adverse effects of valproate. Epilepsia 1984;25(suppl 1):S44-S49.
22. Bourgeois BFD. Pharmacologic interactions between valproate and other drugs. Am J Med 1988;84(suppl 1A):29-33.
23. Guder W, Fonseca-Wollheim W, Heil O, et al. Maximum permissible transport and storage times for analysis of blood (serum, plasma), urine and cerebrospinal fluid. DG Klinische Chemie Mitteilungen 1995;26:205-224.
24. Tietz NW. Clinical Guide to Laboratory Tests, 3rd ed. Philadelphia, Pa: WB Saunders Co 1995:884.
25. Schobben F, van der Kleijn E, Gabreëls FJM. Pharmacokinetics of di-N-propylacetate in epileptic patients. Eur J Clin Pharmacol 1975;8:97-105.
26. Cloyd JC, Leppik IE. Valproic acid: therapeutic use and serum concentration monitoring. En: Taylor WJ, Finn AL, eds. Individualizing Drug Therapy: Practical Applications of Drug Monitoring. New York, NY: Gross, Townsend, Frank, Inc 1981:87-108.
27. Klotz U, Schweizer C. Valproic acid in childhood epilepsy: Anticonvulsive efficacy in relation to its plasma levels. Int J Clin Pharmacol Ther Toxicol 1981;18:461-465.
28. Turnbull DM, Rawlins MD, Weightman E, Chadwick DW. Plasma concentrations of sodium valproate: Their clinical value. Ann Neurol 1983;14:38-42.
29. Insert de la técnica Valproato para el analizador Integra 400. Roche Diagnostics.
30. Bablok W et al. A General Regression Procedure for Method Transformation. J Clin Chem Clin Biochem 1988;26:783-790.

Desarrollado por In&Co Systems | Aviso Legal | Mapa del Sitio